martes, 30 de septiembre de 2014

Opinión — ¿Es la realidad virtual el futuro de los videojuegos?

Últimamente, parece que no se habla de otra cosa en el mundo del ocio electrónico. El concepto mismo de la realidad virtual, Oculus Rift, Project Morpheus... las compañías de videojuegos del momento están diciéndonos que esto es el futuro. Que pronto, este sistema de inmersión será indispensable a la hora de disfrutar de cualquier título. Sin embargo, ¿hasta qué punto es esto cierto? ¿qué hay que ver en lo que algunos aprecian como un gran cambio y otros como una simple moda pasajera?

Se nos está vendiendo ahora que en menos de cinco años la realidad virtual será el estándar habitual dentro del mundo de los videojuegos. Una evolución gigantesca, enorme. La propia Sony comparó hace unos días la entrada de la realidad virtual en los videojuegos con la del sonido en el cine. Una analogía muy atrevida, tal vez, pero muchos usuarios han manifestado que están de acuerdo con ella en las redes sociales y numerosos foros de Internet.

Antes de nada, entremos en materia. Aunque a muchos les cueste creerlo, la realidad virtual no es una novedad en el mundo de los videojuegos. La propia Sega, cuando estaba en su época dorada, comenzó a coquetear con este mundo con títulos arcade como Virtua Racing, en 1992. Sin embargo, realmente se dio el primer paso en materia de realidad virtual con el lanzamiento de la desastrosa Virtual Boy, la última creación del genio Gunpei Yokoi, inventor de la sí exitosa y famosa Game Boy. Esto ocurrió en 1995. Sí, hace casi 20 años.

¿Recordáis las imágenes de Project Morpheus y Oculus Rift, en las que los jugadores tienen el dispositivo colocado en la cabeza para asegurar la inmersión? Quizá ahora la vieja Virtual Boy os llame más la atención:



Sin embargo, ¿se pueden comparar? Lo que sí que es cierto es que Nintendo no hizo las cosas bien. Aparte de que jugar con ese cachivache provocaba dolores de espalda (basta con ver la posición que hay que mantener para poder usarlo), la compañía nipona quizá fue demasiado ambiciosa y no solo creó un dispositivo de realidad virtual. ¿A qué me refiero, exactamente? Siendo claros: también soportaba imágenes en 3D estereoscópico.

Efectivamente: ese fenómeno que recientemente se puso de moda en el cine con Avatar para luego prácticamente desaparecer lleva utilizándose mucho tiempo. De hecho, la primera película en 3D nació en 1922, y este sistema de visualización cogió bastante popularidad durante la década de 1930. No: Nintendo 3DS no ha inventado nada. ¿3D sin gafas? Sí, eso se habrá conseguido, pero la tecnología esteroscópica tampoco ha llegado a calar del todo en la sociedad gamer. Los de Kioto son conscientes de ello, y quizá por eso han decidido optar también por el lanzamiento de la 2DS, más barata y sin el 3D que tan indispensable nos parecía con el lanzamiento de la portátil en 2011.

¿Qué ha ocurrido con el 3D para que no se haya llegado a aposentar? Quizá, todo tenga que ver con los problemas de visión que pueden provocar en algunas personas, los mareos que causan en otras y que excederse con esa tecnología puede ser peligroso para la vista.

¿A dónde quiero llegar? Básicamente, todavía no sabemos hasta qué punto es la realidad virtual el futuro, o los efectos que puede tener sobre la salud: unos simples mareos tras jugar una hora ya la pueden tumbar. Es inevitable compararla con la tecnología 3D: nunca se ha llegado a aposentar de verdad a pesar del tiempo que lleva existiendo. Del mismo modo, aunque este sistema se vea muy prometedor en los juegos en primera persona (me imagino un Metroid Prime con realidad virtual y yo me emociono, sinceramente), creo que todavía está muy verde... por no hablar de que todavía no queda muy claro cómo podría llegar a aumentar la inmersión del jugador en un título en tercera persona.

Facebook parece tener grandes planes con Oculus VR y todavía no sabemos qué se trae entre manos, pero algo me dice que Zuckerberg no tiene en mente muchas aplicaciones relacionadas con el mundo de los videojuegos, sino algo que aumente todavía más el alcance de su red social.

La realidad virtual tal vez sí que sea el futuro del ocio electrónico, pero creo que no se abandonará la visualización tradicional en pantallas en 2D de siempre. Del mismo modo en que el mando de Wii no ha desplazado en absoluto los comodísimos controles de toda la vida o que la radio no desapareció cuando llegó la televisión, creo que decir que estos dispositivos reemplazarán los monitores y televisores me parece muy aventurado.

Todavía queda mucho camino por recorrer en materia de la realidad virtual, y pienso que no veremos un sistema eficaz y de calidad hasta dentro de unos diez años, como mínimo. Sin embargo, tampoco podemos saber hasta dónde nos llevará todo este "boom" que se ha estado dando recientemente. ¿Nos encontramos ante una verdadera revolución o solo una moda pasajera que quizá vuelva con fuerza y para quedarse dentro de unos cuantos años? Desde luego, la expectación que están creando estos dispositivos asegura ya un cierto éxito de ellos (no como la pobre Virtual Boy, que quizá sea el mayor fracaso de Nintendo), pero todavía no sabemos cómo van a aprovecharlos las desarrolladoras y hasta qué punto se mejorará la inmersión del jugador. El tiempo lo dirá, y por ahora tendremos que esperar, sobre todo, a los próximos E3, ya que algo me dice que tanto Sony como Oculus VR/Facebook tendrán alguna sorpresita que mostrarnos en el famoso evento de Los Ángeles.

Esperaremos pacientemente hasta entonces.

domingo, 28 de septiembre de 2014

Análisis de Mega Man 3 — El arrepentimiento del Dr. Wily

Creo que ya comenté que mi objetivo es publicar unas tres entradas por semana. El último reportaje que escribí, que fue algo extenso, podría perfectamente valer por tres de ellas. Sin embargo, como me gusta cumplir con lo que me comprometo, aquí va otra entrada. Esta vez, os traigo el análisis que ya redacté hace relativamente poco del fantástico Mega Man 3 de NES, mi título favorito del héroe de Capcom junto con la cuarta parte.

Espero que os guste. Ahí va:


Mega Man 3

"El arrepentimiento del Dr. Wily"




Plataforma: Nintendo Entertainment System.
Idioma: Inglés.
Género: Plataformas y acción.
Multijugador: No.
Online: No.
Precio: 4,99 euros (Consola Virtual y eShop 3DS).
Desarrolladora: Capcom.
Distribuidora: Capcom.
Fecha de salida:

Japón: 28 de septiembre de 1990, 14 de septiembre de 1999 (PSX), 1 de abril de 2005 (móviles), 4 de noviembre de 2008 (Consola Virtual Wii), 28 de abril de 2010 (PlayStation Network), 26 de septiembre de 2012 (eShop 3DS).

Estados Unidos: Noviembre de 1990, 19 de agosto de 2008 (móviles), 10 de noviembre de 2008 (Consola Virtual Wii), 8 de marzo de 2011 (PlayStation Network), 14 de marzo de 2013 (eShop 3DS).

Europa: 20 de febrero de 1992, 14 de noviembre de 2008 (Consola Virtual Wii), 4 de abril de 2013 (eShop 3DS).

Estamos en el año 200X. Tras su derrota, el Dr. Wily se ha reformado y ha comenzado a trabajar codo con codo con el Dr. Light para crear robots beneficiosos para la Humanidad. En concreto, juntos han empezado a desarrollar a Gamma, un súper robot diseñado para mantener la paz en el mundo. Para crearlo, hacían falta ocho poderosos cristales.



Por desgracia, las cosas no tardan en torcerse: los ocho nuevos robots construidos por los dos científicos para obtenerlos se han descontrolado por acción de esos poderosos cristales. Mega Man ha sido enviado en compañía de Rush, un perro robot, para detenerlos y recuperarlos.

Sin embargo, algo extraño parece haber en el comportamiento del Dr. Wily. ¿Realmente habrá decidido seguir el camino del bien...?



Mega Man 3 es la tercera entrega de la popular saga de Capcom. A pesar de que para Keiji Inafune es el peor título clásico de la franquicia, para muchos fans es uno de los mejores. No en vano, algunos usuarios consideran que es superior a Mega Man 2, título más popular de la serie dentro de la vetusta NES. Tuvo unas ventas muy buenas, y al igual que los otros Mega Man, ha sido relanzado en muchas plataformas.



 Gráficos: 91

La evolución gráfica respecto a Mega Man 2 no es muy grande, pero se aprecian algunos cambios. El juego es ligeramente más fluido, y los fondos de los escenarios están un poco más trabajados.

El nivel alcanzado por los gráficos es excepcional para la NES, pero a finales de 1990 y con el nacimiento de las consolas de 16 bits era realmente lo que tocaba.



Hay cierto reciclaje de las entregas anteriores. El estilo gráfico es casi idéntico (de hecho, Mega Man lo es), y unos pocos robots enemigos son los mismos que ya vimos en otros juegos. Por suerte, esto se compensa con una increíble variedad de ellos: pocos títulos de la consola pueden presumir de tener tantos diseños de enemigos diferentes.

Las animaciones son buenas, los personajes tienen bastantes movimientos y en general el nivel alcanzado es sobresaliente. Sin embargo, de vez en cuando, el ambiente se carga un poco por el exceso de objetos en pantalla, y a diferencia de lo que pasaba en Mega Man 2, el juego se ralentiza en esas ocasiones. El truco que se empleaba en la segunda parte (en el que algunos sprites se volvían translúcidos) no se utiliza aquí, cosa que provoca que suframos esas ralentizaciones puntuales, aunque la calidad visual se mantenga.



Por lo demás, los niveles son muy variados y diferenciables, y Mega Man sigue siendo capaz de cambiar de color al equiparse con poderses sin que ningún elemento de la pantalla cambie su patrón. Un trabajo excepcional y digno de elogio en una consola como NES.


 Sonido: 96

El estilo de la banda sonora es muy parecido al de su predecesor: los efectos de sonido son idénticos, y las melodías son buenas, pegadizas y apropiadas. No silbarlas o tararearlas mientras jugamos es una tarea complicada.

Capcom ya dejó claro en entregas anteriores de Mega Man que para ellos la música era muy importante, a pesar de estar trabajando en una máquina tan limitada en lo que a potencia se refiere como la clásica NES. Y es que se utilizan todas las posibilidades instrumentales de la consola y los midis explotan al máximo su potencial.

Cada nivel tiene su propia canción, y todas son de gran calidad. El chip sonoro de la consola se explota de manera muy satisfactoria, y las composiciones tienen un carisma innegable. No en vano, muchas de las melodías de Mega Man 3 han sido reversionadas y arregladas de mil maneras diferentes en Internet por su importante impacto en la cultura videojueguil

Y es que aquí disponemos de variedad y buen hacer a partes iguales. Lo único que podría haberse mejorado en este sentido es el añadido de nuevos efectos de sonido, pero eso ya es ponerse exquisitos.

Pongo aquí cuatro geniales piezas del juego, compuestas por Yasuaki Fujita y Harumi Fujita:










Jugabilidad: 92

Mega Man 3 mantiene la misma premisa de las dos entregas anteriores: al empezar a jugar, podemos escoger la fase que queramos. En la parte final de cada una nos espera un Robot Maestro al que tendremos que vencer. El orden en el que los derrotemos no importa: basta con escoger al que deseemos para intentar desafiarlo.

Dado que cada robot es de un elemento determinado, tiene sus debilidades y resistencias. Pues bien, ahí reside la gracia del juego: aunque podamos vencerlos a todos usando el arma básica de Mega Man, conseguirlo es MUY difícil. Por suerte, al derrotar a un robot maestro, tendremos la posibilidad de equiparnos su arma para utilizarla cuando deseemos. De esa manera, por ejemplo, podremos lanzar los shurikens de Shadow Man o disparar los imanes de Magnet Man una vez los hayamos vencido. De esta forma, podemos ir armando estrategias para derrotar a cada enemigo con el arma que le haga más daño... y evitar la que no les hace ni un rasguño.



Los niveles son los clásicos de un juego de plataformas en 2D: hay que llegar hasta el final de ellos para cascar al Robot Maestro que toque. Dicho así parece muy fácil, pero la verdad es que Mega Man 3 tiene una dificultad algo elevada y los enemigos son bastante fuertes. Rellenar nuestra barra de vida es complicado porque no hay tantos objetos de cura (aparecen en ocasiones al vencer a los enemigos) y la exigencia mostrada es más alta que en Mega Man 2. Y esto no es solo porque el modo "normal" no existe, sino porque el "difícil" de la entrega anterior es más fácil que Mega Man 3 entero.

Un momento... ¿significa que el juego está "siempre en modo difícil"? No exactamente: el modo "normal" de Mega Man 2 fue un añadido casual para los jugadores occidentales, pero en el título original no existía. Simplemente, en Capcom tuvieron la sensación de que ya no era necesario tratar con delicadeza a los usuarios occidentales, por lo que la dificultad en esta tercera entrega es la misma que en la versión japonesa.



Como novedad principal, ahora nuestro héroe puede deslizarse por el suelo para esquivar golpes o meterse por pequeños huecos. De la misma forma, podemos llamar en algunas ocasiones a nuestro perro robot, Rush, para superar determinados desafíos plataformeros.

Por lo demás, jugablemente es similar a Mega Man 2, pero hay una pequeña diferencia: como se ha comentado en el apartado de los gráficos, el juego se puede ralentizar en ocasiones... cosa que puede perjudicar a la jugabilidad. Ocurre muy de vez en cuando, pero sí: podemos perder una vida por culpa de ese fallo técnico, y la verdad es que cuando pasa es realmente molesto.

Por lo demás, el juego tiene continues ilimitados y un sistema de passwords para que podamos retomar nuestra partida cuando queramos. 


Duración: 96

Mega Man 3 es un poco más largo que su predecesor, y eso es bastante decir, ya que la duración de la segunda parte era bastante destacable para un juego de plataformas de NES.

Terminarnos el juego de pasada por primera vez nos llevará alrededor de cinco horas, todo tras un montón de intentos frustrados, siempre dependiendo de nuestra habilidad y capacidad para adaptarnos al juego. Cuando ya nos lo conozcamos, podemos llegar a tardar casi dos horas en terminarlo, cifra más que respetable para una obra del género.

Además, como también pasa con el título anterior, es un título muy rejugable: podemos retarnos a nosotros mismos a intentar pasarnos el juego sin utilizar las armas de los Robots Maestros, o probando diferentes combinaciones para descubrir todas sus resistencias, habilidades y los caminos más cortos para derrotarlos. Eso es divertido, porque las fases son lo suficientemente atractivas como para que queramos terminarlas varias veces.

Y es que si Mega Man 3 nos gusta, tendremos juego para rato.



Puntuación final: 93

Mega Man 3 es, indudablemente, uno de los mejores títulos de la vetusta Nintendo Entertainment System. Es muy adictivo, tiene una música excelente y un apartado gráfico muy destacable.

A pesar de su nivel de dificultad, es tan divertido que cualquiera puede disfrutarlo, sea asiduo a los juegos retro o no. Y si alguien es fan de este gran héroe de Capcom, no puede dejar pasar este juego.

La única pega que podemos ponerle es la falta de innovación... esta obra es poco arriesgada y se parece mucho a los dos cartuchos anteriores. ¿Vale la pena? Sí, sobre todo si nos gustaron esos títulos previos, pero buscar algo completamente nuevo en Mega Man 3 es un error, a pesar de su gran calidad como videojuego.

viernes, 26 de septiembre de 2014

Reportaje — ¿Qué plataforma de nueva generación comprar? (parte 2)

En la primera parte de este reportaje, analizamos dos consolas Next-Gen, concretamente las más vendidas por ahora: PlayStation 4 y Wii U. Sin embargo, todavía no hemos terminado, y ahora toca hablar de dos importantes plataformas: Xbox One y el PC como plataforma de juego.

Por lo tanto, comenzamos con la en un principio polémica máquina de Microsoft, la Xbox One:



Xbox One

Fabricante: Microsoft.
Precio: 500 euros con Kinect, 400 euros sola.
Unidades vendidas en todo el mundo: Más de 5 millones.
Predecesora: Xbox 360.
Fecha de salida:

Japón: 4 de septiembre de 2014.
Estados Unidos: 22 de noviembre de 2013.
Europa: 22 de noviembre de 2013.



Puede que Sony haya tomado la delantera por ahora en ventas, pero no por ello Microsoft se rinde. Sucediendo a la exitosa Xbox 360, los de Redmond han lanzado un "dispositivo de entretenimiento en el que lo tienes todo en el mismo lugar". Sí, de ahí viene la denominación "One". La fuerte apuesta por los contenidos multimedia se revela como pieza clave de esta consola, y también la compañía estadounidense parece que va a apostar fuertemente por exclusivos que diferencien su máquina de la competencia.

Xbox 360 se convirtió en una auténtica vencedora en la pasada generación: aunque no fue la consola más vendida, su casi empate con PlayStation 3 de 83 millones de unidades colocadas en hogares de todo el mundo hizo que una marca relativamente poco conocida se convirtiera en un verdadero referente dentro del mundo de los videojuegos. Microsoft hizo bien los deberes, y consiguió crear una consola con un gran catálogo, muy cómoda para los jugadores y llena de posibilidades.

Su fortísima posición les hizo anunciar para Xbox One una serie de políticas muy polémicas que millones de usuarios de todo el mundo criticaron, y que finalmente desecharon. Básicamente, en una campaña en contra de la piratería histórica, Microsoft obligaba a los usuarios a conectarse a Internet cada 24 horas, prohibía la segunda mano y anunciaba una serie de restricciones que pusieron a algunos jugadores en pie de guerra. Para bien o para mal, la consola ha acabado siendo del estilo de la anterior, aunque en un principio venía obligatoriamente con Kinect, cosa que hizo que valiera 100 euros más que su principal competidora, la PlayStation 4. A causa de la ventaja que Sony le ha sacado a Microsoft con su consola, finalmente se ha optado por vender también la máquina por separado.

Aunque sea ligeramente menos potente que PS4, la máquina está a la altura, y ambas están muy parejas en posibilidades. Es decir: la situación es casi idéntica a la vista la generación pasada, en la que una PlayStation 3 y una Xbox 360 competían de manera muy igualada. Por este motivo, probablemente gran parte del catálogo será compartido, ya que numerosas third parties (sobre todo occidentales) ya han anunciado su apoyo incondicional a esta prometedora máquina.

La memoria RAM DDR3 es de 8 gigas, y posee un procesador AMD de ocho núcleos que corre cada uno a 1,75 GHz. Al igual que en PS4, la memoria del disco duro es de también de 500 gigas, y en este caso la capacidad sí que es ampliable con un dispositivo externo, a diferencia de lo que ocurre con la otra máquina.

Siguiendo el estilo de la entrada anterior y teniendo en cuenta que las opiniones de los usuarios son importantísimas, aquí también se incluyen testimonios de jugadores de los foros de 3DJuegos que poseen la máquina y han podido disfrutar de ella.

El mando de Xbox One sigue en la línea de su predecesor, y se mantiene el cómodo esquema de sticks analógicos que ya estableció el mando de GameCube en su día, pero manteniendo los botones de SNES y PSX. Por ese motivo, muchos usuarios creen que es el mejor control que existe actualmente en el mercado. MEDRP96 da su opinión al respecto: "lo que más me ha llamado la atención de la Xbox One es su control: es muy cómodo y en mi opinión mejor que el de Sony". Ansar, que también posee una PlayStation 4, explica lo siguiente: "más allá de la disposición de sticks y las peculiaridades de cada uno (vibración vs pantalla táctil), el mando de Xbox está bastante mejor fabricado y emplea mejores materiales, esto se nota nada más verlos".

Microsoft ha apostado firmemente por Kinect, y la prueba de ello está en que durante mucho tiempo era obligatorio hacerse con él a la hora de adquirir una Xbox One. Algunos usuarios han mostrado su desacuerdo por esa medida, mientras que otros la han visto apropiada. A Ansar, por ejemplo, no le ha gustado. (Hablando también de la cámara de PS4): "No me gustan estos periféricos. Preferiría que no los hubiesen sacado, lastran el potencial gráfico de la consola, sobre todo de la One". Por su parte, VentoGTX lo ve "un aparato asombroso", pero explica que "lo usé poco o nada, más que nada para fanfarronear con los amigos por el manejo de la voz". En algunos aspectos lo ha visto "poco práctico". El usuario Keyemilianojj cree que lo mejor de él es "el reconocimiento facial y los comandos de voz".

Por otro lado, DREAMER360 se muestra más que satisfecho con Kinect: "A mí el aparatito sí me gusta, creo que es un dispositivo con muchísimo potencial". Sin embargo, cree que "Microsoft está cometiendo el mismo error que con el anterior, y es que no vemos que se esté usando para hacer nada novedoso". Determina que le gustaría "verlo más aplicado a los videojuegos".

La interfaz de la máquina se basa en Windows 8, aspecto que ha resultado muy polémico para algunos jugadores. Sin embargo, para Nyocore es "lo mejor de todo". Ha explicado que le agrada ese sistema operativo: "para los que nos encanta Windows, es perfecto, yo tengo Windows 8.1 en mis ordenadores y además un Lumia 925, es una compenetración perfecta, está todo sincronizado". Sin embargo, VentoGTX no lo tiene tan claro: "la interfaz es muy buena pero en mi caso poco práctica porque al fin y al cabo es una consola de videojuegos y en eso PS4 es más limpia".

El online se mantiene a la altura. Microsoft ha potenciado lo que ya ofreció la pasada generación, y es quizá la compañía que más ha apostado por esta clase de servicios, cosa a tener muy en cuenta: al fin y al cabo, los videojuegos están cogiendo cada vez más relevancia social. De hecho, probablemente, Xbox One es la mejor consola en este aspecto, aunque el online siga siendo de pago, como ahora ocurre también con PlayStation 4. MEDRP96 valora que sus servidores son "mejores" que los de la competencia.

DREAMER360 se declara también muy satisfecho con el online: "Xbox Live es el mejor servicio online, la mayor comunidad online de los videojuegos, y es evidente que su servicio es muy bueno". Ha explicado que lleva usando Xbox Live desde hace casi siete años: "apenas he tenido problemas con él". Por su parte, Ansar lo ve como un servicio "más estable" que el de PlayStation 4.

Nyocore, que viene de haber jugado con PlayStation desde la primera lanzada, ha explicado, entre otras cosas, que con Xbox One ha "descubierto otro mundo", con un "grandísimo online". Ha dicho lo siguiente sobre él: "aún no me ha pasado nada raro, todo fluido y estable".

Al igual que pasa con PlayStation 4, todavía queda tiempo para que la consola se haga con un buen catálogo, y no dispone de retrocompatibilidad. Por ahora, algunos de sus juegos exclusivos más destacables que están ya en el mercado o llegarán próximamente son los siguientes: Halo: The Master Chief Collection, Forza Horizon 2, Project Spark, Killer Instinct o Sunset Overdrive. Del mismo modo, juegos multiplataforma como Fifa 15, Destiny, Assassin's Creed IV: Black Flag o Watch Dogs también pueden disfrutarse en Xbox One.

Del mismo modo, numerosos juegos tanto exclusivos como multiplataforma saldrán en un futuro para esta máquina, como Scalebound, Final Fantasy XV, Halo 5: Guardians o Fable Legends.

Microsoft está haciendo los deberes, y aunque algunas personas dicen que todavía no hay juegos suficientes como para justificar la compra de la consola.

Quizá sea conveniente esperar un poco para hacerse con esta máquina, pero su futuro parece realmente prometedor, como ocurre con PlayStation 4. Ya veremos a qué lleva la dura competencia que parece que se dará durante los próximos años entre estas dos consolas.



PC


Y finalmente, llegamos a una opción que se ha puesto muy de moda últimamente: el PC como plataforma de juego. Aunque muchos usuarios le tienen miedo a esta forma de divertirse, lo cierto es que es bastante más accesible de lo que la mayor parte del público consolero cree y tampoco hay que ser un experto para poder jugar.

Sin embargo, sí que es verdad que al jugador de PC se le exigen algunos conocimientos mínimos, o al menos una persona que le pueda aconsejar. Saber qué ordenador se ajusta a nuestras necesidades y presupuesto es importante, sobre todo si queremos armar un PC de cero (que en ese caso tenemos que saber sí o sí si no queremos que nos engañen). JGTo nos explica lo siguiente: "para montarte un buen PC y que no te timen, tienes que saber de hardware. Con las consolas, esto no pasa, y para la mayor parte de personas de este país, lo más cómodo es llegar, comprar algo que no se puede cambiar, y a jugar". Aunque sea un jugador de PC, sin embargo, expone las bondades de las consolas: "sin duda alguna, los mejores momentos de la pasada generación, fueron jugando con amigos. Y ya podrá tener mi ordenador 8 veces más potencia que la PS4, pero jugar con amigos, personalmente, es el mayor gusto que me pueden ofrecer los videojuegos".  Esta plataforma acostumbra a ser más individual que las tradicionales consolas, por lo que los gustos personales pueden ser muy influyentes en este aspecto.

El PC es la máquina más potente con diferencia, ya que no es un sistema cerrado y se encuentra en constante actualización. Las divergencias entre consolas y ordenador siempre han existido, pero lo cierto es que últimamente se están acentuando más por el conservadurismo de Sony y Microsoft: ahora, las distinciones entre PC y consolas son mucho más grandes.

El usuario Antart aporta su punto de vista al respecto: "me acostumbré a una calidad gráfica a la que me cuesta renunciar". La posibilidad de disfrutar de los títulos en Ultra HD y a 60 FPS es algo que solamente ofrece esta plataforma, y siempre, siempre estará por encima de las demás en este aspecto.

La libertad que ofrece esta plataforma es incomparable: por ejemplo, no hace falta limitarse al teclado y al ratón y podemos utilizar los mandos que queramos (incluyendo los de consolas), el online es lo mejor que nos vamos a encontrar, la comunidad de jugadores mejora los títulos comerciales con millones de mods gratuitos, podemos conectarlo al televisor para disfrutarlo en el sofá o jugarlo en el escritorio, podemos jugar mientras realizamos otras actividades... las opciones y posibilidades son muchas, aunque quizá por eso la complicación sea más grande para los usuarios que solamente quieren meter el disco y ponerse a jugar.

Sin embargo, muchos jugadores habituales consideran que es la plataforma con más posibilidades que existe actualmente, hasta el punto de que no se puede comparar a las consolas. Antart lo comenta de este modo: "me acostumbré a personalizar mis juegos con mods, a hacer un backup de mis partidas con simplemente arrastrar el icono [...] ante un bug tipeo un comando, no concibo la idea de pagar una mensualidad para jugar online, tendría que estar loco para delegar todo mi ocio digital en una sola empresa, no me gustaría jugar a algo que no sé si podré seguir jugándolo en la siguiente generación...". Las ventajas son muchas y considerables.

El mayor "pero" que se le puede poner al PC, quizá, es su elevado precio en comparación al de las consolas. Dependiendo de nuestras capacidades, puede que necesitemos gastarnos mucho más dinero, aunque luego los juegos sean más baratos que en las consolas. El presupuesto puede ser bajo si el usuario se lo monta bien, pero si queremos explotar al máximo las posibilidades que nos ofrece el mercado, tal vez necesitemos cifras superiores a los 1.000 euros. Jaigonzo es un jugador de PC de toda la vida, y explica este punto negativo: "Es muy posible que las desarrolladoras de juegos nos fastidien a los PC gamers con los próximos juegos y sus requisitos. [...] "Si estamos ante un salto tecnológico para poder jugar los más esperados durante 2015, estamos hablando de PC de por encima de los 900 euros".

Sin embargo, quizá a la larga se acabe compensando, sobre todo si somos jugadores habituales. Con plataformas como Steam y Origin, algunas obras pueden comprarse a precios ridículos, y es sencillo para cualquier usuario el tener bibliotecas con cientos de juegos si uno sabe aprovechar las ofertas, o simplemente esperar un poquito desde el lanzamiento de determinados títulos. Del mismo modo, los títulos en formato físico suelen ser más baratos también, y se rebajan enseguida.

Y aunque los exclusivos de las consolas no estén disponibles de manera oficial para PC, siempre pueden realizarse ciertos "truquitos" para disfrutarlos en el ordenador. Sí, usando el juego original también. Al fin y al cabo, esas máquinas se basan en el PC. Por no hablar de que es la plataforma más retrocompatible que existe.

El catálogo exclusivo es grande, y no solo hablando de títulos indies (al fin y al cabo, es la plataforma más accesible), sino de todo tipo de juegos: Total War: Rome II, Los Sims 4, Wasteland 2, Europa Universalis IV o Rising Storm, por poner algunos ejemplos. Del mismo modo, pueden disfrutarse los títulos multiplataforma de las consolas con mejor calidad gráfica, y con los mods que hagan los usuarios. Entre muchos otros, disponemos de obras como Minecraft, Assassin's Creed IV: Black Flag, Dark Souls II, Rayman Legends, Bioshock Infinite o Tomb Raider.

R3nk0 aporta su punto de vista al respecto: "al año pueden salir 40 juegos que te gusten, y date por seguro que 30 serán multiplataformas que te costarán más baratos, los jugarás mejor, y tendrán mejores gráficos, en PC". Sin embargo, cree que los exclusivos de las consolas son importantes: "negar que jugar a títulos que no han salido en PC como Gravity Rush, Red Dead Redemption, Monster Hunter, los Mario, Halo, no es importante, es no amar en sí a los videojuegos". A pesar de ello, explica que "si pones en una balanza la calidad de juegos que salen al año, la mayoría serán multiplataforma y te valdrá la pena tener primero un PC".




Y aquí finaliza este extenso reportaje. Espero que os haya ayudado a escoger vuestra opción. Yo, por mi parte, como ya comenté, planeo hacerme con una Wii U antes de que acabe el año... y dentro de un tiempo, intentaré hacerme con un buen PC. Personalmente, creo que suscribo lo que R3nk0 explicó: "[...] Y te preguntas, si la combinación de PC+Wii U no sería acaso la ideal, para poder tener el mayor porcentaje de juegos de calidad jugados, combinando los mejores juegos multiplataforma con los exclusivos de Nintendo, combinando los gráficos del PC con la jugabilidad de la Wii U".

Muchas gracias por leer. Sentíos libres de expresar vuestra opinión acerca de este reportaje en la caja de comentarios. Cualquier aportación que pueda ayudar a mejorarlo o a aconsejar mejor a los jugadores que lean esta entrada es bienvenida.

miércoles, 24 de septiembre de 2014

Reportaje — ¿Qué plataforma de nueva generación comprar? (parte 1)

Para los jugadores habituales, cuando se da el cambio generacional, suele aparecer siempre la siguiente pregunta: ¿qué consola me compro? O incluso, esta: ¿me hago (o me mantengo) con un buen PC para jugar?

Es una decisión difícil, sobre todo para los usuarios que saben que no van a poder decantarse por todas las plataformas por cuestiones económicas. Al fin y al cabo, comprar una consola y/o armar un ordenador es una inversión importante. El aficionado apuesta por un sistema que en teoría debe servirle para disfrutar de los últimos títulos que se lancen al mercado durante un mínimo de 5 años. Sin embargo, la cosa se complica más cuando se habla de exclusivos, de apoyo multiplataforma y potencia gráfica.

De la misma manera, cuestiones como el online, la tienda virtual, los periféricos, la retrocompatibilidad y muchos otros factores pueden ser determinantes para convencer a los indecisos. Sin embargo, los gustos personales en cuanto a juegos acaban siendo lo más importante, ya que una plataforma dedicada a ello no es nada sin un buen software... por muchas otras cosas que ofrezca.

Por ese motivo, este reportaje quizá te ayude a decidir qué máquina te conviene más: aquí se va a analizar qué ofrece cada una y sus posibilidades.

¿Yo? Debido a que todavía no poseo ninguna de estas plataformas, no puedo dar una opinión cercana de ellas, sino como consumidor potencial. De ello podemos sacar que quizá os resulte interesante observar los resultados de esta investigación y las opiniones de algunos usuarios que he logrado recolectar. Allá vamos:


PlayStation 4



Fabricante: Sony Computer Entertainment.
Precio: 400 euros.
Unidades vendidas en todo el mundo: Más de 10 millones.
Predecesora: PlayStation 3.
Fecha de salida:

Japón: 22 de febrero de 2014.
Estados Unidos: 15 de noviembre de 2013.
Europa: 29 de noviembre de 2013.



Para muchos, es la máquina de moda. Del mismo modo, es actualmente la consola Next-Gen más vendida hasta el momento. Tras la experiencia vivida con PS3, Sony ha apostado por un hardware algo modesto para poder ofrecer una máquina barata y acorde a las expectativas de muchos consumidores.

Durante la pasada generación, la por aquel entonces considerable potencia de PS3 derivó en una plataforma cara y que muchos no pudieron permitirse, por lo que PS4 no resulta un salto considerable si realizamos una pequeña comparación. Sin embargo, es la consola más potente de las tres, y las principales compañías third-party ya han anunciado un apoyo casi incondicional al producto estrella de esta conocida multinacional japonesa. La nueva memoria GDDR5 de 8 gigas, según Sony, será una de las responsables de que la máquina dure muchísimos años en el mercado. Del mismo modo, la consola posee un disco duro de 500 gigas de memoria que se puede reemplazar por otro superior, pero no complementar con dispositivos externos.

Sin embargo, hay que tener en cuenta algo muy importante: ¿qué opinión merece PlayStation 4 de sus usuarios? Para ello, he preguntado en los foros de 3DJuegos, los más frecuentados de videojuegos de habla hispana, tanto si hablamos de PS4 como de las otras consolas.

Sony ha decidido ser conservadora en lo que a su mando respecta, a pesar de las críticas de determinados jugadores por la posición de los sticks analógicos. La compañía ha preferido seguir apostando por el control que les ha llevado al éxito durante las casi dos últimas décadas y que tan aclamado es por los fans de la marca PlayStation. El usuario Freedommaycry considera que "es muy cómodo y una mejora enorme respecto al de PS3", aspecto en el que Ikki1988 concuerda: "el mando de PS4 es un paso adelante muy serio por parte de Sony, es muy ergonómico y los gatillos son una delicia en un shooter". Del mismo modo, lo considera "ligero", y cree que eso "se agradece a la hora de pasarnos las horas enfrente del televisor". Sin embargo, matiza que "a pesar de que las baterías lo hacen un poco pesado", el de Xbox One "es la perfección". 300SpArtaKo también considera que el control "no llega a la perfección de One, pero eso no es problema".

Otros usuarios, como Cifra233, lo consideran "una maravilla" a pesar de haber sido "muy criticado".

El diseño interno no es muy diferente del de su predecesora, y la mayor parte de los usuarios explican que resulta intuitivo y cómodo.

Por otro lado, otro de los mayores problemas de PS3 era su arquitectura cerrada basada en el chip Cell, de difícil acceso para la mayor parte de los programadores. Ahora, Sony ha decidido facilitarles las cosas a las compañías con una consola con un "alma" más accesible y más parecida a la de un ordenador. Ahora, la consola posee un procesador AMD de dos módulos quad-core, que deriva en un total de ocho núcleos.

El juego remoto con PlayStation Vita recuerda, en cierto modo, a Wii U: algunos títulos de la consola de sobremesa pueden disfrutarse en la portátil, hecho que amplía de forma considerable las posibilidades de las dos máquinas.

Las posibilidades en línea han aumentado y la consola ofrece muchos soportes sociales. Aparte de conexiones con las principales redes, debe destacarse el botón "share" que se ha añadido en el mando, que nos permite capturar los últimos 15 minutos de juego. Sin embargo, ahora, a diferencia de lo que pasaba con PlayStation 3, el online es de pago, aunque haya aumentado su calidad. Freedommaycry considera que este asunto es "bastante cuestionable", pero piensa que "si tomas en cuenta los juegos rentados sales ganando", aunque explica que le parece molesto que sea algo "obligatorio".  Cifra233 considera que es uno de los puntos débiles de la máquina: "PSN no es todo lo bueno que tendría que ser, y más siendo un servicio actualmente de pago". Sin embargo, matiza con lo siguiente: "no estamos hablando de que sea malo, pero sí debería tener una mejor estructura y estabilidad en sus servidores y una seguridad mayor". Del mismo modo, 300SpArtaKo piensa que "está por detrás de Microsoft en este apartado", y que "tiene que mejorar, y encima ahora es de pago".

Los juegos disponibles por ahora no son muchos, ya que la consola acaba de nacer y todavía necesita el tiempo suficiente para hacerse con un buen catálogo. Quizá por eso y la ausencia de retrocompatibilidad, la máquina ha recibido algunas remasterizaciones de la pasada generación.

Entre los títulos exclusivos más destacables que tenemos ya disponibles ahora o en pocos días, encontramos la remasterización de The Last of Us, inFAMOUS: Second Son, Killzone: Shadow Fall, Oddworld: Abe's Oddysee - New 'n' Tasty, Driveclub o The Order 1886. Después, también se encuentran disponibles famosos títulos multiplataforma como Destiny, Assassin's Creed IV: Black Flag, Battlefield 4 o Watch Dogs.

Del mismo modo, numerosos juegos tanto exclusivos como multiplataforma saldrán en un futuro para esta máquina, como Uncharted 4, Bloodborne, Dragon Age: Inquisition, Metal Gear Solid V, Final Fantasy XV o Kingdom Hearts III.

Estos títulos y muchos otros aseguran que la máquina de Sony dispondrá de un gran catálogo, a pesar de que algunos jugadores han criticado que el que hay actualmente no justifica la compra de la consola. Por su parte, la compañía nipona ha anunciado su apoyo pleno a su nueva plataforma, y las enormes ventas que ha tenido aseguran que muchas compañías apostarán por ella para lanzar sus títulos. Algunos usuarios, como el propio Freedommaycry, consideran que "el catálogo de momento es bastante pobre y los exclusivos de momento no son la gran cosa, pero parece que eso cambiará en 2015". De la misma manera, Cifra233 nos explica lo siguiente: "Ahora mismo la tengo para navegar y ver películas online, ya que me aburren los juegos que tengo (TLOU, BF4, EA UFC) y los que hay en el mercado actualmente no me llaman la atención".

Quizá sea conveniente esperar un poco para hacerse con esta máquina, pero su futuro parece realmente prometedor. Si Sony hace un buen trabajo y su ritmo de ventas se mantiene estable, parece bastante probable que consiga un catálogo histórico y quizá capaz de compararse al de la vieja PlayStation 2. Ya se verá.


Wii U












Fabricante: Nintendo.
Precio: De 250 a 300 euros (según pack y modelo).
Unidades vendidas en todo el mundo: Más de 7 millones.
Predecesora: Wii.
Fecha de salida:

Japón: 8 de diciembre de 2012.
Estados Unidos: 18 de noviembre de 2012.
Europa: 30 de noviembre de 2012.



Adelantándose un año a sus competidoras, en 2012 llegó Wii U, la apuesta de Nintendo para esta nueva generación de consolas. Por ahora, es la segunda máquina más vendida de las tres, aunque si comparamos el tiempo que lleva en el mercado, sería la que menos unidades ha colocado en proporción.

Como ya ocurrió con Wii, los de Kyoto han apostado por un hardware bastante más modesto que el ofrecido por sus competidores. Y es que se dice que Xbox One y PlayStation 4 han dado solo un pequeño salto... pero Nintendo también. La potencia de esta nueva Wii U no supera por mucho a la de las ya viejas Xbox 360 y PlayStation 3, de la pasada generación. El objetivo, siguiendo la línea de Wii, es apostar por un control diferente y nuevas experiencias, y no tanto por la potencia gráfica. De esta forma, la consola se nos vende con un curioso Gamepad que recuerda a una tablet.

Wii fue la consola más vendida de la pasada generación, y por la acción de Nintendo entraron millones de nuevos jugadores, los conocidos como "casuales". Muchos de estos compradores no han sido fieles a la compañía nipona, y por este motivo la Wii U ha sido castigada en lo que a ventas se refiere y apoyo third party. La mayor parte de usuarios de la máquina son incondicionales de Nintendo y hardcore gamers, que disfrutan del reducido catálogo exclusivo que ofrece la consola, muy diferente de lo que podemos encontrar en otras plataformas.

El hardware, como ya se ha comentado, es muy modesto. Sin embargo, cabe destacar que los 2 GB de memoria RAM posibilitan que la máquina sea capaz de hacer cosas que las veteranas Xbox 360 y PlayStation 3 no pueden, y quizá ese sea uno de los secretos de que Wii U pueda ofrecer unos gráficos de una calidad más o menos competente, como ya lo hizo Wii en su día (aunque siempre vaya a estar por debajo de sus competidoras).

El mando con pantalla es muy llamativo y tiene aplicaciones muy interesantes, aunque muchos usuarios coinciden en que todavía no se ha explotado como debería. Algunos títulos pueden jugarse en él a modo de portátil, con el televisor apagado, y también podemos utilizar el mando PRO de Wii U, que tiene un esquema más parecido al de PS4 y Xbox One. De la misma forma, con Smash Bros. se lanzará un adaptador para mandos de GameCube, por lo que es de esperar que algunos juegos utilicen ese icónico control.

El usuario Enlacealpasado2 habla del manejo en la consola: "lo que carece de potencia lo compensa con un hardware innovador, aunque no lo aprovechan muy bien". Sobre los sistemas de control, Pacocharizard ofrece este punto de vista: "el Gamepad [...] brinda una experiencia única, pero también están los controles 'Pro' [...], que por ejemplo a mí me parece más cómodo para jugar a Injustice".  Goldenlemuria nos habla con algo más de detalle de su experiencia: "A priori puede parecer un cacharro incómodo, pero nada más lejos. La posibilidad de juego asimétrico o de tener el menú/mapa en el Gamepad u otra vista diferente a la de la pantalla principal ofrece un mundo de posibilidades, además de interesantes modos multijugador".

En cuestiones de diseño, la consola recuerda mucho a la Wii. Amigable, intuitiva y dirigida a todo tipo de jugadores. Quizá, por ese motivo, algunas personas todavía no sepan que la relación entre las dos consolas es nula, salvo la retrocompatibilidad que Wii U posee de serie. Sí: los juegos de la consola anterior funcionan a la perfección en esta nueva máquina, y los mandos también se pueden conectar para que puedan ser usados con nuevos y antiguos títulos.

Las posibilidades en línea también se han actualizado. Aunque sea quizá un online mejorable, es gratuito, y la consola ofrece a sus jugadores la posibilidad de utilizar la red social interna Miiverse, exclusiva de Nintendo 3DS y Wii U. En la plataforma, los usuarios pueden compartir opiniones sobre sus juegos favoritos con gente de todo el mundo.

El catálogo de la consola es algo escaso para el tiempo que lleva la máquina en el mercado: las compañías third party han apoyado muy poco a Nintendo, bastante menos que en la pasada generación. El propio Enlacealpasado2 comenta sobre esto: "grandes third parties no llegarán" (a Wii U) "por la falta de acercamiento y/o potencia".

Los pocos juegos multiplataforma que ha recibido son, sobre todo, de Ubisoft. La compañía gala ha estado aportando títulos a Wii U desde su salida, siendo Watch Dogs el más reciente (aunque llega con retraso). La mayor parte de los títulos de third parties que han salido a la venta son de salida, como Assassin's Creed 3, Darksiders II o Mass Effect 3. Como se puede ver, son multiplataforma... pero los usuarios hemos ido viendo durante los dos últimos años cómo se han ido cancelando desarrollos, ports y versiones para Wii U. La propia Ubisoft, que estuvo junto a Nintendo desde el primer momento, ha anunciado que Watch Dogs va a ser el último título con PEGI +16 que lanzará en la consola por el momento.

Sin embargo, el catálogo exclusivo es potente, casi en su totalidad "made in Nintendo": Super Mario 3D World, Hyrule Warriors Donkey Kong: Tropical Freeze, Pikmin 3, The Legend of Zelda: Wind Waker HD o Mario Kart 8. De la misma forma, hay títulos como Zombie U o The Wonderful 101 que son de los pocos grandes exclusivos realizados por third parties. Para el futuro, hay anunciados juegos muy interesantes, como el inminente Super Smash Bros., Bayonetta 2, Xenoblade Chronicles X y un nuevo Zelda. El usuario Lunabalca97 valora este aspecto de Wii U: "recomiendo la consola de Nintendo no por su hardware, sino por sus juegos exclusivos". Afirma, del mismo modo, que "Nintendo tiene una magia que otros no tienen". Nachowski aporta un punto de vista similar: "Wii U es una buena consola, solo si no te interesa perderte los multis 'Next-Gen'".

Del mismo modo, hay que tener en cuenta que el catálogo es para todos los públicos: ni para niños, ni para adultos, sino para todos. Así lo ve Goldenlemuria: "Nintendo te ofrece un catálogo distinto, pero eso no significa que sea infantil y que no tenga algún juego de corte adulto como Fatal Frame o Zombie U".

El futuro de Wii U parece bueno, aunque la consola todavía debe remontar y conseguir atraer a nuevos jugadores. Nintendo está poniendo toda la carne en el asador, pero quizá necesite atraer a las desarrolladoras para que el catálogo de la consola pueda ser más variado.

Por ese motivo, no son pocos los que aconsejan la Wii U como "consola combo". Muchos usuarios aconsejan hacerse con esta máquina y un PC, y creo que esa es la opción por la que yo me voy a decantar. Probablemente, me compraré la máquina a finales de este año para disfrutar de Super Smash Bros. y Xenoblade Chronicles X, entre otros títulos. Pasado un tiempo probablemente me haga con un buen PC Gamer, y de este modo tendré cubiertas muchísimas opciones.

Goldenlemuria comenta lo siguiente sobre ese combo: "PS4 y Xbox One son grandes consolas, con más potencia que Wii U. Pero su catálogo, dejando de lado los exclusivos, es prácticamente lo mismo que podrías encontrar en PC, por lo que si eres un jugador de PC, Wii U es una gran opción". Eso ha escogido Nachowski, aunque explica que decantarse por eso es "más costoso".

Las personas que eligen esta plataforma ya saben a lo que van: títulos de Nintendo, con todo lo que eso conlleva: muchos exclusivos únicos, pero también pocas obras multiplataforma. Sin embargo, ahora mismo quizá no sea mal momento para hacerse con la Wii U, pero también es posible que sea una buena idea esperar al lanzamiento de Super Smash Bros., Bayonetta 2 y Xenoblade Chronicles X, tres de los títulos más pesados que saldrán próximamente.



Y por ahora lo dejamos aquí. Este reportaje es una auténtica oleada de información y requiere trabajo e investigación, por lo que he pensado dividirlo en dos partes. La próxima vez, hablaremos de la Xbox One, competidora directa de PlayStation 4 y el PC, máquina que se está poniendo de moda para jugar y que ofrece numerosas posibilidades. Todo eso y una conclusión, en la próxima entrada.

domingo, 21 de septiembre de 2014

Análisis de The Secret of Monkey Island — Yo soy cola, tú pegamento

Llevo unos pocos días sin publicar ninguna entrada porque estoy preparando un reportaje algo extenso. Por ahora, os dejo con el análisis de uno de mis títulos favoritos, un gran clásico de los juegos de PC y una de las Aventuras Gráficas más increíbles jamás desarrolladas: el legendario The Secret of Monkey Island, uno de los juegos que llevaron a la ya desaparecida LucasArts al estrellato.


The Secret of Monkey Island

"Yo soy cola, tú pegamento"



Plataforma: PC (SCUMM), Mega CD.
Idioma: Español.
Género: Aventura Gráfica.
Multijugador: No.
Online: No.
Precio: 20 euros (Special Edition).
Desarrolladora: LucasArts.
Distribuidora: LucasArts.
Fecha de salida:

Japón: -
Estados Unidos: Octubre de 1990, 1992 (CD-ROM), 15 de julio de 2009 (Special Edition).
Europa: Octubre de 1990, 1992 (CD-ROM), 17 de julio de 2009 (Special Edition).

Guybrush Threepwood es un joven aspirante a pirata que acaba de llegar a Mêlée Island™, situada en mitad del Caribe. Una vez allí, para convertirse en uno de ellos, decide hacer todo lo posible para atraer la atención de unos bucaneros importantes que se encuentran en el SCUMM Bar.


Esos respetados piratas le proponen tres pruebas a Guybrush para que demuestre su valía: debe derrotar al Sword Master de Mêlée Island™, robar un misterioso ídolo de la mansión del gobernador y encontrar el legendario tesoro escondido de la isla.

Así, haciendo uso de su ingenio, e interactuando con todo tipo de interesantes personajes, Guybrush tendrá que realizar todo tipo de artimañas para cumplir su objetivo: convertirse en pirata.



The Secret of Monkey Island fue una aventura gráfica que revolucionó el mundo del point and click. Obra de LucasArts, derivada de la famosa LucasFilm (creadora de franquicias como Star Wars o Indiana Jones), llevó un humor con sabor a cine al mundo de los videojuegos con este título. Esta obra histórica a menudo aparece como uno de los mejores juegos del género en numerosas listas y prestigiosas publicaciones.



Gráficos: 91

La evolución respecto a Maniac Mansion, Loom y otros títulos del género creados por LucasArts es más que evidente. De hecho, podríamos decir que se dio un paso importante con The Secret of Monkey Island dentro del sistema SCUMM. Los objetos se distinguen muy bien y son fácilmente identificables y reconocibles, cosa no tan común en títulos anteriores.



En las aventuras gráficas más antiguas, era habitual que el jugador se atascase por culpa del entorno gráfico, que dificultaba la localización de los objetos necesarios para avanzar. El detalle alcanzado en este juego hace que eso acabe, y ya solamente cuenta en ese caso la agudeza visual del jugador, que ya no tiene por qué ser hiperdetallista.

A lo largo de la aventura, veremos varios planos detalle de objetos y caras de algunos personajes con los que interactuaremos. De hecho, en algunas ocasiones se alcanza cierto realismo, todo dentro de lo que era por aquel entonces el point and click.

Los NPC tienen mucho carisma, y también son totalmente distinguibles. La personalidad y ambientación del Caribe está totalmente presente en Monkey Island, a pesar de las limitaciones técnicas. Del mismo modo, también se imprime muy bien el humor característico de los diálogos, que muestra desde un principio la capacidad de The Secret of Monkey Island para romper el cuarto muro u ofrecer chistes visuales más propios de los 90 que de la edad de oro de los piratas.



En general, el nivel alcanzado es más que bueno para la época, y hace que esta aventura gráfica sea tragable visualmente todavía hoy. Al fin y al cabo, la interfaz es cómoda e intuitiva, cosa no tan común por aquel entonces.


Sonido: 88

Las melodías del juego tienen mucha personalidad. Hay un innegable espíritu caribeño en ellas, todo manteniendo un cierto toque humorístico que nos recuerda que seguimos en el loco mundo de Monkey Island.

En general, la calidad es alta, y los instrumentos son realmente magníficos: las canciones gozan de la calidad CD que se estandarizó en los años 90.

Sin embargo, como ocurre con aventuras gráficas anteriores, hay algunas zonas que son completamente mudas, o en las que sólo oíremos algunos ruidos. ¿Por qué ocurre esto? Antes de Monkey Island era lógico que esto ocurriera porque las canciones eran molestas cuando la calidad era menor (al fin y al cabo, en este género el jugador a veces debe pararse a pensar). De todos modos, dado que la música ahora es superior, aquí todo se habría solucionado con la inclusión de algunas melodías tranquilas más.

Por otro lado, los efectos de sonido son sencillos, pero adecuados. Es cierto que en ocasiones recuerdan a lo ya visto en Maniac Mansion unos pocos años antes, pero en The Secret of Monkey Island la variedad presente es mayor y hay algo más de realismo presente en ellos. Tal vez se echa en falta alguna voz: quizá le habría dado más gracia al desarrollo de los diálogos.

Sin embargo, dado que las composiciones son tan buenas, la banda sonora de Monkey Island es lo suficientemente buena como para ser escuchada aparte, a pesar de su antigüedad. Desde luego, LucasArts no decepciona en este apartado.

Pongo aquí cuatro canciones del juego, compuestas por Michael Land, Barney Jones, Patric Mundy y Andy Newell:









Jugabilidad: 95

Monkey Island puede presumir de crear una gran adicción de principio a fin en el jugador gracias a sus enigmas ingeniosos y divertidísimos diálogos.

Como aventura gráfica, tiene unos puzles bastante lógicos y coherentes, y con una curva de dificultad buena y ascendente. Además, el juego es retante (a pesar de que nunca llega a ser demasiado difícil) y hace que más de una vez el jugador se tenga que poner a pensar para poder avanzar.



El SCUMM se ha adaptado muy bien a este título, aunque sobran los botones de "Apagar" y "Encender", que en Maniac Mansion tenían sentido... pero aquí no utilizaremos ni una sola vez. Parece que nadie pensó en lo difícil que es encontrar electrodomésticos en la época de Piratas del Caribe. De todos modos, aunque SCUMM ofrece demasiadas opciones, el sistema es cómodo, apropiado y realmente ideal. Quizá hoy se emplearía un esquema más simple, pero tampoco podemos decir que Monkey Island sea complejo.

Al fin y al cabo, jugar es realmente fácil: el sistema es el clásico y puro point and click. Con el ratón decidimos hacia dónde queremos que se mueva Guybrush, y escogiendo la opción y/o el objeto adecuado en el menú, podemos interactuar con los personajes y elementos que muestre la pantalla en ese momento. Lo único que tenemos que hacer para avanzar es utilizar sabiamente nuestros recursos y pararnos a pensar de vez en cuando.



En general, el jugador disfruta del característico humor de Monkey Island mientras va resolviendo los enigmas utilizando el point and click. Es una manera de jugar pausada y agradable, en la que la mayor arma que podemos emplear es nuestro cerebro. La única pega que podemos ponerle al título en el espectro jugable es la posibilidad constante de atascarse, pero eso siempre se soluciona interactuando con todos los objetos posibles.


Duración: 93

The Secret of Monkey Island requiere de alrededor de diez horas para ser completado, tal vez una más o una menos, todo dependiendo de la habilidad del jugador para resolver los puzles. Para un título del género de la época es una duración realmente destacable.

Además, posee dos modos de dificultad que se adaptan a las capacidades del jugador, por lo que tal vez se preste a ser rejugado pasado un tiempo. Desgraciadamente, una vez que ya se ha visto todo, no hay ningún motivo para empezarlo otra vez: hay que olvidar los puzles para poder aprovecharlo de nuevo. Podría decirse que The Secret of Monkey Island es como un buen libro que dejamos olvidado en la estantería: tenemos que dejar que pase el tiempo para volverlo a disfrutar.


Historia: 93

La historia del juego se centra en el humor, y logra divertir al jugador solamente con la lectura de los diálogos. Del mismo modo, también ayudan los geniales personajes y situaciones que presenta de principio a fin.

Las risas están aseguradas, y todo gracias a ese sentido del humor procedente del cine que LucasArts ha trasladado a esta aventura gráfica. El cuarto muro se rompe a menudo, las incoherencias están a la orden del día y las tonterías constantes provocan carcajadas a cualquiera. De hecho, The Secret of Monkey Island puede presumir de hacer reír continuamente a pesar de ser un juego que carece de voces... y ahí está la prueba de la gran originalidad y el ingenio que hay detrás de las líneas de los personajes.

El argumento es sencillo y poco profundo porque su objetivo no es contar una historia, sino hacer reír. De todos modos, para 1990, el desarrollo es realmente excelente para un videojuego, y destacable todavía hoy.



Puntuación final: 94

No extraña que crítica y público estén de acuerdo a la hora de catalogar The Secret of Monkey Island como una de las grandes obras maestras del género. No solamente marcó tendencia y fue uno de los padres de las aventuras gráficas, sino que es un trabajo impecable en todos los sentidos.

Y es que a pesar de que hoy se vea algo primitivo, The Secret of Monkey Island sigue siendo uno de los títulos más divertidos que podemos encontrarnos. Aunque haga casi 25 años que salió, por su humor no pasa el tiempo, y es capaz de hacer reír tanto hoy como cuando nació. Esta obra es obligada para todo fan del género, aunque tal vez sea algo antiguo para estrenarse en él: en ese caso, quizá lo suyo sea empezar con la tercera parte, que posee unos gráficos muy amigables y un gran doblaje en español. Todo depende de la situación personal de cada jugador, pero The Secret of Monkey Island es un título que siempre merece la pena jugar, aunque sea tras haber conseguido más experiencia en el mundo de las aventuras gráficas.

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Powered by Blogger